martes, 5 de junio de 2012

EL AUTOR DEL “CUMPLEAÑOS FELIZ” Y LAS MERCEDES DEL LLANO


FELIPE HERNÁNDEZ G.
            Hijo de don Andrés Cruz Orta y doña Carmen Cordero de Cruz; el afamado compositor, cantante y guitarrista popular, Luis Cruz, autor de la canción más popular de nuestro país, puesto que todos los días, desde el año 1953 se canta en todos los hogares, celebraciones, aniversarios, oficinas, restaurantes y en cualquier lugar de Venezuela, me refiero al célebre “Cumpleaños feliz”; nació en Caracas el 17 de Julio de 1930, fueron su hermanos: Gregorio, José, María Luisa, Rosa, María Lourdes, Olimpia, Margot, Isabel, Luís y Teresa. Fue el único de su familia que tuvo inclinación hacia la vida artística destacándose desde muy temprana edad como músico y compositor, actividad que alternaba con las labores del campo (agricultura y ganadería). El siempre comentaba; “…mi vida es regida por dos grandes pasiones, el campo y la música con  ellas se ha desarrollado mi existencia, y  me siento satisfecho del modo cómo he vivido, hasta el sol de hoy”.
            Quizás esa pasión por el campo y la música la adquirió en su niñez y durante su adolescencia, cuando el destino lo llevó junto a su familia a vivir en la bucólica población de Las Mercedes del Llano, eran los inicios de la explotación petrolera en Roblecito y el sur del Guárico.
            Para los que poco conocieron de la vida personal de Luís Cruz, escribió Miguel Azpúrua (2011): se crió en los palmaritales de Las Mercedes del Llano, “que se proyectan hasta las riberas del Arauca”, …Luís es un llanero a todo dar, que ama con pasión a su tierra llana, y le ha cantado centenares de temas, tales como: “Caracha compañero”, “Con el primer aguacero”, “El arreo”, “Amanecer llanero”, “La tristeza de mi llano”, “Mis penas”, “Muchachito campesino”, “Romance del ánima sola”, “Tristeza, peón y sabana”, “Tarde linda”, “Los merecures” y tantos otros temas que escapan a los recuerdos. Pero eso es solo una faceta de su creatividad, porque un soñador como Luís Cruz, romántico por excelencia; le canta al amor, sin resentimientos, ni resquemores, porque tiene el alma grande como el tamaño de su llano, y él es otra leyenda… de los esteros, chubascos, morichales, vacada y majada, bosta y sudor
            En una crónica publicada en el diario Tal Cual del 07 de julio de 2008, se hacían las siguientes precisiones, Luis Cruz, es conversador pero, al igual que ocurre con la paradoja de ser a la vez el creador de una de las canciones más emblemáticas de la venezolanidad y un autor poco o nada conocido, el compositor prefiere vivir entre el silencio de San Antonio de Los Altos y su finca en Las Mercedes del Llano –a la que va cada quince días con su toyota machito –, lejos del tráfico de Caracas y cerca de "las flores más bellas del país": las de "Calas de Venezuela", el vivero de Potrerito (Miranda) donde concede entrevistas... Efectivamente, en jurisdicción del caserío La Amarilla, al sur del municipio Las Mercedes del Llano, está su finca agropecuaria “Pascualero”, su sueño y su querencia.
            Don Luis Cruz, autor que amó al Guárico, especialmente a Las Mercedes del Llano, donde vivió, creció y gozó del aprecio de los mercedenses que le conocieron, donde tuvo amigos entre ellos la respetada maestra, doña Dalila Aular de Arbeláiz, su comadre.
            A don Luis le recordamos en cada cumpleaños al entonar el consabido “hay que noche tan preciosa…”, falleció a los ochenta y un años, en la ciudad de los crepúsculos, Barquisimeto, estado Lara, el pasado 21 de abril de 2012, su recuerdo será imperecedero a través del “Cumpleaños Feliz”, canción que se mantiene vigente entre los venezolanos, de la cual, Luis Cruz, consciente de su trascendencia expresó: “(…) Me siento dichoso y satisfecho de ser el creador de esta canción quizás una de las mas emblemática del país, como lo es y creo seguirá siendo por mucho tiempo, este es mi Cumpleaños Feliz, y nunca imaginé que fuera a tener la trascendencia que cada día tiene, se ha convertido en un icono, ahí lo dejo pues, para la posteridad para bien de mis hijos y mi país, Venezuela”. Vaya este testimonio de reconocimiento a su memoria.

            Valle de la Pascua, 7 de mayo de 2012.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada